Audemars Piguet homenajea a Michael Schumacher

¿Qué sucede cuando dos leyendas se unen? Que nace un mito. La relojera Audemars Piguet y el piloto de F1 Michael Schumacher han alumbrado el nuevo Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher, el primer reloj de lujo de la historia dotado de un cronógrafo con dos agujas centrales controlables de manera independiente. Si deseas esta potente máquina dedicada a los deportes automovilísticos deberás darte prisa, porque se trata de una exclusiva edición limitada a 221 ejemplares. ¿Te suena el número? Sí, es el número de carreras en los puntos de este genio del volante.

Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher
El Royal Oak Concept Laptimer Michael Schumacher

Recientemente presentado en España en el Salón Internacional de Alta Joyería de Madrid (SIAR), donde fue premiado como Mejor Reloj Deportivo, la historia de esta joya precisa refleja el espíritu inquieto y perfeccionista del piloto. En 2010, Schumacher planteó a Audemars Piguet un reto: acostumbrado como estaba a los contadores electrónicos en los circuitos, “Shumi” deseaba poder contar con un reloj mecánico con un cronógrafo concebido para las carreras automovilísticas. Su objetivo era utilizarlo para cronometrar las vueltas consecutivas y comparar sus tiempos cuando entrenaba a otros pilotos o hacía pruebas para mejorar el rendimiento de un coche. Los ingenieros de la relojera recogieron el guante y comenzaron a trabajar en algo sobre lo que no había precedentes. Hasta el momento, esta comparativa se realizaba con dos o más cronómetros manuales, y aunarlos en un reloj de pulsera no fue fácil. Tardaron cinco años en desarrollarlo, pero lo lograron.

Y así nació el Royal Oak Concept Laptimer, el primero de su gama en contar con reloj de lujo que integra dos sistemas de indexación angular en un solo cronógrafo, cada uno de ellos con una memoria independiente. De hecho, estamos ante el primer cronógrafo mecánico del mundo capaz de alternar un cronometraje consecutivo de las vueltas y una función flyback, especialmente diseñado y desarrollado para un funcionamiento continuo y una precisión absoluta en la medición de los tiempos en pista.

Preciso y bello
Pero este reloj no solo es una máquina para controlar el tiempo y someterlo a los caprichos de la velocidad: además es bello. Solo hay que fijarse en la consistencia de su caja de 44 mm, fabricada en carbono forjado, un material muy ligero, pero tan resistente que se emplea habitualmente en los deportes automovilísticos. Y hermética hasta 50 metros. En el fondo de ésta descansa un fondo de cristal de zafiro con tratamiento antirreflectante que permite contemplar su movimiento. La esfera, negra esqueletada, dispone de un contador de 30 minutos a las 3 h, agujas Royal Oak de oro blanco con un revestimiento luminiscente y realce negro. Sus pulsadores de cerámica y oro rosa están fijados con pernos de titanio; no muy lejos comienza la correa de caucho, con una hebilla de titanio que combina deportividad y buen gusto. Como detalle, el reloj está grabado con un monograma de Schumacher y siete estrellas que representan los campeonatos del mundo que ganó. Impensable un mejor homenaje para un piloto infatigable, perfeccionista y ambicioso a través de 413 componentes.

Detalle de los pulsadores
Detalle de los pulsadores

Este Royal Oak tan especial dispone de un nuevo calibre 2923 de cuerda manual que fue desarrollado especialmente para el reloj y funciona con una frecuencia de cuatro Hertz. Posee un volante de elevada inercia y ofrece una precisión de 1/8 de segundo. De hecho, como explicó la compañía en su paso por la feria española, sus funcionalidades han sido coronadas con el registro de una patente, lo que demuestra hasta qué punto nos encontramos con un reloj que es en sí mismo una innovación.

No se trata de la primera colaboración entre la relojera suiza y el piloto alemán. En 2012 se lanzó al mercado el Royal Oak Offshore Chronograph Michael Schumacher, un reloj diseñado para aunar tecnología, comodidad y elegancia en una misma pieza. Con esta nueva pieza, Audemars Piguet supera sus propios límites para celebrar los logros de este piloto insuperable.

ACERCA DE Rosalía Martínez

Rosalía Martínez
Aunque mi nombre es Rosalía Martínez, todo el mundo me conoce como Piti. Periodista gastronómica de profesión, tengo igual de inquietos el espíritu y el paladar, así que me apasiona viajar y descubrir sitios fantásticos para comer. Y contarlo y recomendar, claro. Epicúrea convencida. Cuando no como o viajo, leo y veo series.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>