Denzel Cafe Racer, la vieja escuela aplicada a la generación de motocicletas eléctricas

Mientras ciertamente parece una “Café Racer” de los años 50, esta motocicleta no es una simple versión actualizada. Sus diseñadores se han cuidado de darle una verdadera nueva vida. Inspirados en una Honda de 125cc, Pablo Baranoff Dorn y Alex Guliyants no han escatimado esfuerzos para vigorizarla abandonando el motor de gasolina y llevarla a la era del motor eléctrico -para que añadiera potencia pero sin emisiones-. Estará disponible en mayo de este año, de momento… disfrute mirándola. Todo un capricho a motor (eso sí, eléctrico).

 

Su atractivo: reflejar la estética de la vieja Honda junto con un atractivo totalmente contemporáneo
Su atractivo: reflejar la estética de la vieja Honda junto con un atractivo totalmente contemporáneo

 

La Denzel Café Racer eléctrica se ha diseñado en la ciudad de Barcelona por el diseñador español Pablo Baranoff, quien se ha asoociado con el director de la empresa china East Gem, Alex Guliyants para diseñar y producir el modelo.

La vuelta a las “Café Racers”

Su imagen entra por los ojos, no sólo a los apasionados de las motos antiguas, también a cualquiera con un fino sentido estético y hedonista. La Denzel Cafe Racer puede presumir de una bien lograda estética de las “Café Racers”. Estas eran unas motocicletas que aparecieron en Inglaterra en los años 50, y su nombre se debe a que se empleaban para hacer carreras de un bar de carretera a otro a las afueras de ciudades como Londres, Manchester o Birmingham. Como indica la web De ruta en moto, muchos jóvenes rockers se reunían con sus motos en los cafés de carretera, porque cerraban más tarde y porque podían poner música en las máquinas de discos por monedas y hacer ruido con sus motos en los parkings de estos cafés. Uno de los más emblemáticos fue el Ace Café, construido en el año 1949 y situado en la North circular, al noroeste de Londres. Se hizo famoso por su ubicación y por estar abierto las 24 horas. El bar todavía sigue abierto y sigue siendo motero.

Las Café Racer eran motos normales pero tuneadas para mejorar sus prestaciones e imitar la estética de las motos de carreras de la época. Instalaban por ejemplo depósitos de mayor capacidad, filtros de aire y escapes deportivos, así como asientos individuales, estriberas retrasadas y manillares deportivos. Y todo lo que no era necesario se eliminaba, por lo que su estética era austera.

Rompe los moldes estéticos de las eléctricas

Las motos eléctricas que hay en el mercado, salvo excepciones, no se caracterizan por su personalidad y originalidad. Sean scooters o motos de carretera, son piezas sin grandes concesiones a la estética. En este sentido, la Denzel Cafe Racer, rompe esta dinámica con un diseño atractivo y sugerente.

Baranoffdorn se ha inspirado en la Honda de 125cc, un modelo de las comentadas Café Racers, y manteniendo el espíritu clásico de estas motos la ha adaptado a los nuevos tiempos llevándola al terreno de los motores eléctricos.

El resultado es una moto elegante y con la apariencia de los viejos tiempos -en su justa medida, para no perder la contemporaneidad- y con unas prestaciones más que holgadas para ser un motor eléctrico.

En materia técnica…

Con un peso de tan solo 70 kg, tiene una potencia de 7.500 W que le permite rozar una velocidad máxima de 100 km/h. Está alimentada por una batería de iones de litio Panasonic 72V y cuenta con una capacidad de 3,74 kWh. Con una sola recarga puede recorrer hasta 120 kilómetros.

El equipamiento estándar es bastante completo, ya que dispone de control de crucero, pantalla digital situada en el depósito, llantas de 17 pulgadas y freno regenerativo, entre otras opciones.

Las primeras entregas de la Denzel Café Racer eléctrica están previstas para mayo 2018. Y los pedidos se pueden realizar desde el pasado día 1 de enero. Su precio está fijado en 5.000 dólares (unos 4.200 euros). Y por un coste adicional de 650 dólares, se le puede añadir una batería de más capacidad. Aunque por el lanzamiento al mercado y durante la fase de pre-producción, la marca hace un descuento del 35%, previo pago del 50% de su precio en el momento de la reserva.