Delta planea que llegues al aeropuerto en taxis aéreos eléctricos

La compañía aérea con sede en Atlanta espera incorporar en dos años vuelos en los futuristas taxis aéreos eléctricos como un servicio adicional. Es decir en lugar de llegar a coger tu vuelo en coche, tren o autobús, puedas hacerlo también por el air

La idea es que el traslado hasta el aeropuerto sea más rápida y sostenible en los próximos años, y ello es posible si estás dispuesto a llegar en un pequeño avión totalmente eléctrico.

Por ese motivo, Delta acaba de anunciar su asociación con Joby, una compañía de aviones de despegue y aterrizaje vertical totalmente eléctricos, para ofrecer vuelos cortos de ida y vuelta al aeropuerto. Esta empresa trasladaría a los pasajeros de Delta entre el centro urbano y el aeropuerto en el taxi aéreo eléctrico (conicido como aeronave eVTOL), que parece un cruce entre un helicóptero y un avión de hélice.

«Se trata de una oportunidad innovadora para que Delta ofrezca una solución de ahorro de tiempo y de calidad única entre el hogar y el aeropuerto para los clientes de los mercados clave en los que hemos estado invirtiendo e innovando durante muchos años», declaró el consejero delegado de Delta, Ed Bastian.

Inicialmente, el programa se limitará a las ciudades de Nueva York y Los Ángeles y se espera que se ponga en marcha a lo largo de 2024. Delta aún no ha dicho cuánto costará el servicio a los pasajeros, aunque cuando esté listo para su puesta en marcha, los clientes podrán añadir la lanzadera aérea eléctrica a su itinerario cuando reserven en la web de aerolínea. Tampoco han indicado todavía dónde recogerán los pasajeros los taxis aéreos.

Por tanto aunque los detalles son todavía bastante imprecisos, se trata de un ejemplo más de los esfuerzos de las aerolíneas por ofrecer viajes aéreos más sostenibles. En este caso, Delta ya lleva invertidos 60 millones de dólares en Joby de un potencial de 200 millones.

Otro ejemplo es el de Hawaiian Airlines que en mayo de 2022 anunció una asociación con Regional Electric Ground Effect Nautical Transport, una empresa con sede en Boston que fabrica hidroaviones con motor eléctrico, con la intención de añadir estos hidroaviones de bajo vuelo a su flota interinsular ya en 2028. Y United también anunció en julio de 2021 que va a comprar 100 aviones eléctricos de 19 plazas y cero emisiones a la empresa sueca Heart Aerospace para utilizarlos en vuelos rápidos dentro de Estados Unidos en 2026.

El sector de las aerolíneas, en el punto de mira constante por sus emisiones de carbono, está invirtiendo mucho en tecnologías e innovaciones para la reducción de éstas, incluidos los vehículos eléctricos, en su empeño por alcanzar el objetivo de cero emisiones de carbono en 2050. En la actualidad, el transporte aéreo representa alrededor del 3% de las emisiones de carbono del mundo.