Delta Air Lines estrena nuevos uniformes, color ciruela y diseñados por Zac Posen

El pasado martes se presentaba la nueva colección de uniformes, con nuevos colores y formas, para los 64.000 empleados de Delta Air Lines, tanto de sus tripulaciones como de aeropuertos y hangares, desde Sídney hasta Honolulu. El diseñador escogido ha sido el neoyorkino Zac Posen, conocido por sus diseños para la alfombra roja de Hollywood. Para los diseños finales, el equipo de Posen ha trabajado muy activamente con el personal de la aerolínea, recogiendo los comentarios de más de 30.000 empleados, probando los prototipos a 1000 de ellos y realizando un total de más de 170 cambios. La aerolínea no actualizaba los uniformes desde el 2006 en el caso de personal de servicio al pasajero y el año 2000 para su personal técnico.

 

Ciruela y gris los nuevos colores para las tripulaciones de Delta, rojo y gris para el personal de tierra.
Ciruela y gris los nuevos colores para las tripulaciones de Delta; Rojo y gris para su personal de tierra.

 

6 de junio de 2018,

La colección de esta emblemática compañía de aviación mundial se estrenó en diferentes desfiles que comenzaron en Atlanta, siguieron en Minneápolis y culminaron en Los Ángeles en un acto en el que se mostraron todos los uniformes de Delta de las últimas décadas. Y a modo de sorpresa, los pasajeros de Delta han podido presenciar durante estos primeros días desfiles de moda a bordo, con el propio diseñador Zac Posen, a 30.000 pies de altura.

“Quería devolver el glamour a la pista de aterrizaje a la vez que presentar tecnologías innovadoras en los uniformes”, señaló Posen, diseñador de moda y personaje televisivo. Así, su colección respira estilo y sofisticación, además de la calidad propia de un diseñador del sector lujo.

Además de incorporar nuevas telas y tecnologías, Posen y su equipo incluyen también detalles que hacen un guiño a la aviación, como el cuello de la blusa de mujer, del uniforme de servicio al pasajero, inspirado en el ala de un avión. Y toques funcionales basados en sugerencias de los empleados, como los bolsillos para pasaportes y bolígrafos. Pero sobre todo, el diseñador apunta: “Los diseños finales se han creado para sentirse más motivados y elegantes pero también cómodos”. Pensado en este colectivo de trabajadores que están en continuo movimiento, entre otras consideraciones Posen ha contemplado tejidos aptos para el lavado a máquina.

De izquierda a derecha: el diseñador Zac Posen y el CEO de Delta, Ed Bastian, durante el desfile de presentación.
De izquierda a derecha: el diseñador Zac Posen y el CEO de Delta, Ed Bastian, durante el desfile de presentación en Atlanta.

Nuevos colores que claramente identifiquen la marca Delta

Esta colección muestra además un mensaje de marca potente y lleva a Delta del look tradicional de una aerolínea estadounidense al glamour y la sofisticación de la moda de alto nivel actual, y por supuesto sin perder de vista la comodidad.

El color estrella de los nuevos uniformes es el ciruela, un tono que favorece a todos los tonos de piel, según destaca Posen. Así este morado, al que han llamado Passport Plum, marca la nueva y majestuosa colección de Delta.

El diseñador con dos tripulantes de cabina de la aerolínea norteamericana.
El diseñador con una auxiliar de tierra y una TCP de la aerolínea norteamericana.

 

El CEO de Delta, Ed Bastian, destaca de la nueva colección que esta ofrece una unidad entre todos los grupos de trabajo como nunca antes. En este sentido, Posen explica: “Quería crear uniformes con las últimas novedades en confección, a la vez que presentar nuevos colores y formas para que la tripulación de Delta se viera como un solo equipo. Estoy muy orgulloso de lo que hemos logrado juntos. Estos uniformes simbolizan una nueva era para Delta a escala mundial”.

A este respecto, hay que tener en cuenta que los colores y diseños de sus uniformes de Delta han sido muchos y muy distintos a lo largo de la historia de la compañía (fundada en 1928). Y que durante los últimos 30 años, estos han sido de color azul marino y rojo, una combinación común a la empleada por otros transportistas de EEUU. Ahora, con cinco tonos totalmente renovados: Passport Plum, Cruising Cardinal, Groundspeed Graphite, Traveling Thistle y Skyline Slate, “los empleados de Delta serán tan reconocibles como su servicio”, apunta con gran orgullo el CEO.

La última actualización del uniforme de Delta fue en 2006 para los empleados que dan servicio al pasajero, (Delta Sky Club, agentes de billetes y aeropuerto, Chaquetas Rojas y tripulantes de cabina). Para el resto de empleados de servicio técnico (personal de mantenimiento, agentes de rampa y cargo y mecánicos), la compañía actualizó los uniformes en el año 2000.

Comodidad y funcionalidad para esta herramienta de trabajo

Inspirados en la colección de Posen, destinada de uniformes del personal de atención al pasajero, los diseños para el resto de trabajadores han sido creados y fabricados por el fabricante americano Lands ‘End.

La colección resultante son prendas coherentes con las características de cada colectivo de la aerolínea. Son uniformes con telas muy elásticas, anti desgarros, resistentes a las arrugas y manchas, repelentes al agua e impermeables, desodorizantes, resistentes al viento, antiestáticas y transpirables; además de con detalles bien pensados, como una nueva fómula de agarre en la cintura para mantener las camisas siempre dentro del pantalón. O los chalecos de seguridad equipados con cinta reflectante metalizada dos veces más brillante que las usadas por otras líneas aéreas.

Colección diseñada mano a mano con los propios trabajadores

La nueva indumentaria recoge las aportaciones de los empleados en cada paso del proceso de diseño. Durante tres meses, más de mil empleados de Delta en distintos puestos han probado los uniformes para asegurar que el diseño final serviría para distintas funciones de trabajo, diversa climatología y diferentes tipos de cuerpo. Los equipos de diseño de Zac Posen y del fabricante crearon cientos de grupos de debate, designaron empleados que supervisaran el trabajo y recogieron recomendaciones a partir de más de 30.000 encuestas. Todos los comentarios recibidos llevaron a un total de más de 170 cambios.

“Fue determinante para mi investigación y diseño formar parte de las tareas diarias de los empleados de Delta, conociendo su trabajo y recibiendo comentarios directos de la plantilla”, comenta a este respecto el diseñador.

Uno de los grupos de trabajo con empleados de Delta.
Uno de los grupos de trabajo con empleados de Delta.