Cuando la alta gastronomía se inspira en la ópera (por Navidad)

Este año, las grandes óperas se mezclarán, durante las fiestas navideñas, con la alta gastronomía. Y es que, con motivo del bicentenario del Teatro Real, el Hotel Intercontinental Madrid va a rendir homenaje en sus comidas y cenas navideñas al bel canto. “La Bohéme”, “Madama Butterfly”, “El elixir de amor”, “El barbero de Sevilla”, “La Traviata” y “La flauta mágica” serán algunos de los grandes títulos operísticos que inspirarán las mesas de este hotel cinco estrellas cargado de historia, un establecimiento emblemático construido en el siglo XVIII sobre el madrileño palacio del Marqués de Mérito.

 

Ostra Gillardeau con un Ligero Aliño Cítrico y Caviar de Beduga 000, Piel Crujiente de Bacalao y Sidra Texturizada.
Ostra Gillardeau con un Ligero Aliño Cítrico y Caviar de Beduga 000, Piel Crujiente de Bacalao y Sidra Texturizada.

 

Así que el chef del Hotel InterContinental Madrid, Miguel de la Fuente, se ha tenido que zambullir en los argumentos de las más importantes piezas de la historia de la ópera para elaborar unos menús muy especiales, cada uno diferente, destinados a satisfacer el paladar de al menos 250 comensales en Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo y Noche de Reyes. “Ha sido un gusto toparme con las historias fantásticas de estas óperas clásicas”, ha dicho el autor de estas creaciones durante la presentación de los menús.

De “La Traviata” a “La flauta mágica”

Cada una de las comidas programadas para los días navideños más señalados está dedicada a un gran compositor de ópera. Así, por ejemplo, la cena de gala de Nochebuena estará inspirada en “Elixir de Amor”, de Gaetano Donizetti; el brunch de Navidad, en “El barbero de Sevilla”, de Guioachino Rossini; la gran cena de gala de Nochevieja, en “La Bohème” de Giacomo Puccini; el brunch de Año Nuevo, en “La Traviata” de Giuseppe Verdi; la cena de Reyes, en “Madama Butterfly”, de Giacomo Puccini, y el brunch de Reyes, en “La flauta mágica”, de Wolfgang Amadeus Mozart. Es una forma, sin duda, muy sofisticada y elegante de “vestir” las mesas del Hotel InterContinental Madrid.

Los comensales más sofisticados y gourmet sabrán valorar el resultado logrado tras fusionar la alta gastronomía con la ópera, con un sinfín de referencias a la cultura del bel canto. El mérito mayor es del chef Miguel de la Fuente, quien es el encargado, junto a Juan Carlos de la Torre y Jesús Puebla, de adentrarse en el sugerente mundo del Teatro Real para buscar la esencia de las óperas más ilustres y recrearlas en sus fogones.

Cangrejo Real con el Aliño de Edamame, Ikuna y una Crema Fina de Aceite de Oliva y Almedras.
Cangrejo Real con el Aliño de Edamame, Ikuna y una Crema Fina de Aceite de Oliva y Almedras.

200 aniversario del Teatro Real

Una gastronomía de alta gama que se basa, como asegura Miguel de la Fuente, en la creatividad y el respeto a la materia prima. Para dar a conocer esta singular propuesta, el hotel Intercontinental Madrid ha presentado el menú de la Gran Cena Gala de Nochevieja en un acto que contó con la presencia del director general del Teatro Real, Ignacio García-Belenguer, quien invitó a los presentes a disfrutar de las nuevas producciones operísticas programadas para los próximos meses por el coliseo de la plaza de la Ópera, como “Turandot”, de Puccini (del 30 de noviembre al 30 de diciembre); “Das Rheingold”, de Wagner (del 17 de enero al 1 de febrero) o “Idomeneo”, de Mozart (del 19 de febrero al 1 de marzo).  Y el chef Miguel de la Fuente manifestó su orgullo por haberse sumergido en el argumento de “La Bohème” para despedir gastronómicamente, con la cena de Nochevieja, el año 2018, el del bicentenario del Teatro Real.

El menú, estructurado en actos, como las grandes óperas, no lo ha dividido Miguel de la Fuente en los cuatro que tiene la obra de Puccini, sino que los ha ampliado a siete. El primero lo ha denominado “La buhardilla de Montmartre, París” y consiste en una ostra gillardeau (considerada uno de los mejores productos gastronómicos del mundo) con un ligero aliño cítrico y caviar de Beluga 000 junto a una piel crujiente de bacalao y sidra texturizada. El segundo acto, “Mimí y Rodolfo, la llave y el amor”, consiste en una terrina de foie gras mi-cuit con semillas de pasión y chutney de mango y velo de miel de flores. El tercero, “El Café Momus, Barrio Latino”, es un consomé de pot au feu clarificado, crepes de pularda y yema pochada en aceite de trufa negra. Y el cuarto acto, “Marcello, pintor y confidente de sentimientos” lo ha traducido Miguel de la Fuente en una lubina salvaje con colores, falso risotto verde de plancton, gamba roja curada en pomelo rosa y tinta de ajo negro.

Lubina Salvaje con Colores, Falso Risotto Verde de Plancton, Gamba Roja Curada en Pomelo Rosa y Tinta de Ajo Negro.
Lubina Salvaje con Colores, Falso Risotto Verde de Plancton, Gamba Roja Curada en Pomelo Rosa y Tinta de Ajo Negro.

Creatividad en los fogones

Tras el quinto acto, “La primavera, juntos hasta que lleguen las flores”, consistente en un granizado de manzana y champagne francés, los comensales de la cena de gala de Nochevieja del Hotel Intercontinental se enfrentarán al sexto, “Los cuatro bohemios, amistad, juventud y futuro”, con un tournedó Rossini de ternera rubia gallega, medallón de foie gras asado y salsa perigourdine, para culminar el séptimo acto, “La intimidad del amor, el descanso de Mimí”, con una fresa ácida con chocolate y oro sobre sable bretón de frutos secos. Todo un torrente de imaginación, sofisticación y creatividad gastronómica en torno a la ópera.

No hay que olvidar que por los salones de este hotel, situado en el número 49 del paseo de la Castellana, han desfilado personajes tan emblemáticos y singulares como Ava Gardner, Frank Sinatra o Liz Taylor, que eligieron este establecimiento para alojarse durante los rodajes de las grandes producciones de la época, una nómina a la que se suman también Mia Farrow, Zsa Zsa Gábor, Sofia Loren, Gina Lollobrigida, Tony Curtis, Robert Mitchum, Luis Mariano, Gary Cooper o Charlton Heston. Grandes nombres propios para un hotel que es ya una institución madrileña. Porque, como dice Francisco Garrido, subdirector general de este cinco estrellas, “los momentos vividos en InterContinental Madrid y en el Teatro Real contienen pasajes dignos del libreto de alguna de las grandes obras que han sido representadas en su escenario”.

Tarta de Boda con Mascarpone y Crema Fresca de Manzanas Verdes.
Tarta de Boda con Mascarpone y Crema Fresca de Manzanas Verdes.
Más información: www.teatro-real.com y www.madrid.intercontinental.com

 

ACERCA DE Pilar Ortega

Pilar Ortega
Nací en Madrid un 8 de marzo y prácticamente desde entonces tengo un libro entre las manos. Me licencié en Periodismo y mi trayectoria profesional se ha desarrollado casi siempre en las secciones de Cultura de periódicos nacionales: “El Mundo”, “La Razón” y “Ya”. Ahora colaboro como “freelance" con diversas publicaciones y también he puesto en marcha un proyecto que enlaza los viajes con la literatura. Soy autora de varias guías publicadas por la editorial Anaya Touring con las que me sumergí en países tan interesantes como Ecuador, Bolivia o Costa Rica. www.viajesynombres.com es mi aventura más personal.