Brassaï, un genio de la fotografía en el París de los años 30

Dicen que nadie fotografió París, sobre todo de noche, como Brassaï. Nacido en 1899 en Transilvania, la actual Rumanía, el artista se asentó en París con apenas 25 años y quedó tan fascinado por la ciudad del Sena y por su gente que nunca más se movió de allí, salvo cuando viajaba, que lo hacía muy a menudo, en busca de esa luz que iba a transitar por su cámara de gran formato y que impresionaría esas imágenes únicas que le iban a dar fama mundial. Ahora la Fundación Mapfre presenta en Madrid, hasta el próximo 2 de septiembre, una exposición dedicada a este fotógrafo nacido con el nombre de Gyulá Halász y que tomó como seudónimo el nombre de su ciudad natal, Brassó. Más de 200 fotografías resumen, con esta muestra, una vida de genio y creación vinculada a la fotografía.

 

La Fundación Mapfre recorre el itinerario vital y artístico de este fotógrafo en una exposición de más de 200 instantáneas. Foto: Montmartre. 1930-31. © Estate Brassaï Succession, Paris
La Fundación Mapfre recorre el itinerario vital y artístico de este fotógrafo en una exposición de más de 200 instantáneas. Foto: Montmartre. 1930-31. © Estate Brassaï Succession, Paris

 

Brassaï quería ser pintor, pero las circunstancias le fueron conduciendo hacia una expresión artística que, en su tiempo, estaba minusvalorada y casi menospreciada: la fotografía. Él estudió Arte en Budapest y Berlín antes de trasladarse a París en 1924, donde sobrevivía con el dinero que le enviaba su familia –su padre era catedrático de Literatura Francesa- y con trabajos esporádicos relacionados con el periodismo, ya que vendía artículos y caricaturas a  periódicos alemanes y húngaros.  Hasta que, poco a poco, fue recibiendo encargos para ilustrar libros y su nombre se catapultó hasta el podio del reconocimiento general.

Retratos, desnudos, rincones…

Son muchos los temas que exploró Brassaï con su objetivo –retratos, naturalezas muertas, desnudos, retazos de la vida cotidiana, grafitis, rincones, monumentos…-, pero si hubiera que elegir sólo uno, éste sería París. Él mismo llegó a decir que había comenzado a hacer fotografías para expresar su pasión por la ciudad de noche. Y, de hecho, dos de las 12 secciones en las que está estructurada la exposición están dedicadas a la ciudad de la Torre Eiffel.

Peter Galassi, conservador jefe de Fotografía del MOMA de Nueva York hasta 2011, es el comisario de esta muestra que, tras su paso por Barcelona y Madrid, viajará hasta San Francisco. Es la primera retrospectiva que se organiza de BrassaI desde el año 2000 (Centro Pompidou) y la primera que se puede ver en España desde 1993. Galassi es uno de los grandes expertos en la vida y obra de este artista ansioso por descubrir en París el vibrante y bullicioso escenario de los pintores de su época e integrarse en él. “Brassaï se enamoró de la ciudad de París y del ambiente cultural de Montparnasse, en el que se mezclaban los pintores de las vanguardias con todo tipo de aventureros, delincuentes y criminales llegados de todo el mundo”, afirma Galassi.

Apagando una farola, rue Émile Richard, 1932. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris
Apagando una farola, rue Émile Richard, 1932. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris

Chulos, delincuentes, prostitutas…

La fotografía entonces tenía una función muy utilitaria y era una expresión bastante despreciada en los círculos artísticos. Hasta que empezaron a surgir las grandes revistas, ilustradas y modernas, y Brassaï se fue implicando cada día más en este ámbito. Finalmente se compró una cámara y aprendió todos los secretos de la técnica de un arte que no existía hasta entonces y que él condujo hasta el máximo nivel. Su  muy personal estilo, según Peter Galassi, se forjó en los años 30, cuando recibe el primer encargo de una editorial que consistía en inmortalizar el París nocturno. Era entonces un fotógrafo desconocido, pero a raíz de la publicación de este volumen, su nombre pasó a un primer plano.. Después llegaron otros libros, como el de los bajos fondos de París, con sus retratos de chulos y delincuentes, prostitutas y prostíbulos, policías…

Prostituta, cerca de la Place d’Italie, 1932. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris
Prostituta, cerca de la Place d’Italie, 1932. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris

 

También dedicó un libro, con imágenes espectaculares, a la Feria de Abril de Sevilla, porque estuvo en España en varias ocasiones,  cuando sus trabajos ya eran famosos y admirados. También se puede ver en la muestra una instantánea de las Islas Baleares y varias de la Sagrada Familia de Barcelona. Y es que Brassaï recorrió medio mundo, después de la Segunda Guerra Mundial, como enviado especial de “Harper’s Bazaar” que, aún siendo una revista de moda, tenía una gran sensibilidad con la cultura.

Escenas de la alta sociedad

El caso es que Brassaï transitaba, sin pestañear, de los bajos fondos a los escenarios de la alta sociedad, y así podemos ver en la exposición imágenes de distintos encuentros de la alta sociedad parisina, como bailes de disfraces, veladas aristócratas y otras convocatorias en casas privadas o en lugares tan elegantes como el Ritz, por no hablar de la mítica Nuit de Longchamp que se celebraba a las afueras de París cada verano, de 1936 a 1939, o el lujoso restaurante Maxim’s.

Velada de alta costura, 1935. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris
Velada de alta costura, 1935. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris

 

Hay otros apartados en la exposiciónn dedicados a “El sueño”, con instantáneas de personas que duermen; al “Cuerpo de mujer”, con dibujos realizados, en parte por la insistencia de Picasso, durante la Segunda Guerra Mundial; a los “Retratos” de artistas, escritores y amigos (Matisse, Picasso, Dalí, Anais Nin, Henry Miller, Jean Genet, etc.) o “La calle”, con fotografías tomadas en lugares que no le eran familiares de países como Suecia, Estados Unidos, Brasil o España.

Vendedor de marisco, Sevilla 1951. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris
Vendedor de marisco, Sevilla 1951. Foto: © Estate Brassaï Succession, Paris

 

Más información: www.fundacionmapfre.org

 

 

ACERCA DE Pilar Ortega

Pilar Ortega
Nací en Madrid un 8 de marzo y prácticamente desde entonces tengo un libro entre las manos. Me licencié en Periodismo y mi trayectoria profesional se ha desarrollado casi siempre en las secciones de Cultura de periódicos nacionales: “El Mundo”, “La Razón” y “Ya”. Ahora colaboro como “freelance" con diversas publicaciones y también he puesto en marcha un proyecto que enlaza los viajes con la literatura. Soy autora de varias guías publicadas por la editorial Anaya Touring con las que me sumergí en países tan interesantes como Ecuador, Bolivia o Costa Rica. www.viajesynombres.com es mi aventura más personal.