8 ideas para aprovechar al máximo un “stopover” en Doha

Volar con Qatar Airways a cualquier parte del mundo significa parar en tránsito en su hub de Doha. Aprovechar para hacer una parada de varios días durante la escala antes de continuar su viaje al destino final, ahora es más fácil que nunca. Porque desde el pasado mes de mayo, los viajeros españoles no tienen que pedir ni pagar un visado para entrar en Catar si deciden hacer un “stopover”: Simplemente tienen que presentar pasaporte en vigor (con validez mínima de seis meses) y un billete confirmado de ida y vuelta. Dicho esto, si se lanza a ello… aquí tiene una pequeña cápsula de ideas con lo imprescindible para descubrir y disfrutar la capital del estado de Catar.

 

El Centro Cultural Katara compagina la tradición con la vanguardia en arte. Incluye desde una mezquita y tradicionales pajareras a modernas galerías de arte y edificios para exposiciones, conciertos, ópera y obras teatrales. Foto: facebook de Visit Qatar
El Centro Cultural Katara compagina la tradición con la vanguardia en arte. Incluye desde una mezquita y tradicionales pajareras a modernas galerías de arte y edificios para exposiciones, conciertos, ópera y obras teatrales. Foto: facebook de Visit Qatar

 

4 de diciembre 2017,

Antes de nada, comentarle que la propia compañía aérea ofrece a sus pasajeros en tránsito un programa específico, llamado +Qatar Stopover, que además de una noche de hotel gratuita y ofertas de dos noches de hotel (hasta el 30 de abril de 2018), incluye un amplio abanico de opciones para conocer la ciudad y explorar Catar durante un par de días. Entre otras ideas, disfrutar de un safari por el desierto, visitas culturales o una exótica cena a bordo de un dhow (la tradicional embarcación árabe), además de otros servicios y descuentos en hoteles y traslados.

Para este puente de diciembre en concreto, la aerolínea ofrece dos ofertas especiales para descubrir Doha: volar en Clase Turista con 3 noches de estancia y desayuno en el Hotel Boutique Tivoli del Souq Waqif, desde 689€ por persona; o en Clase Business y 3 noches de alojamiento y desayuno en el hotel Banana Island Resort Doha by Anantara, desde 2.379€ por persona. De este hotel ya les hablamos recientemente en este artículo. Estas ofertas incluyen vuelo de ida y vuelta desde Madrid o Barcelona a Doha.

Doha es un destino por descubrir que no deja indiferente a ningún viajero. Y por ello, para disfrutar de la Perla de Oriente Medio, enumeramos ocho cosas qué debe saber sobre Doha y de cómo disfrutar de un stopover en esta ciudad.

Antes de nada – en un solo vistazo: Situada en el corazón del Golfo Pérsico, Doha es conocida por su patrimonio cultural, innovación y hospitalidad árabe. La capital qatarí reúne modernidad y tradición teniendo como escenario de fondo el desierto. Los altos rascacielos y edificios grandiosos se combinan con edificaciones tradicionales como el antiguo palacio, sede del Museo Nacional de Catar o el Fuerte de Doha, en el centro de la ciudad; hoteles cinco estrellas con sisha bars, restaurantes con Estrellas Michelin, galerías de arte y museos, mezquitas y otras áreas como The Pearl, una isla en forma de perla con hoteles de lujo, villas privadas y lo mejor en tiendas y restaurantes. Tampoco hay que perderse su vida nocturna o un safari por el desierto para visitar, por ejemplo, una maravilla entre las dunas: el mar interior de Catar, Khor Al Udeid. 

Compras en Doha

Al igual que en su vecina Dubai, en esta ciudad sus habitantes han demandado para sí las mejores firmas del globo terráqueo. Salir de compras resulta un verdadero espectáculo en sí mismo. Las tiendas de lujo o centros comerciales ofrecen las marcas de lujo, como el recientemente inaugurado Doha Festival City, el Centro Comercial de Catar o el centro de compras de lujo Al Hazm, con inspiración italiana.

Aunque será en el Souq Waqif donde el viajero encontrará la verdadera esencia de los mercadillos tradicionales árabes. Ropa, joyas, especias o artesanías son sólo algunos de los recuerdos que podrán llevarse de su viaje.

Mall ALHAZM, abierto esta pasada primavera. El complejo fue construido con más de 41.000 toneladas de mármol y piedra, enviadas a Qatar desde Jerusalén y la Toscana.
Mall ALHAZM, abierto esta pasada primavera. El complejo fue construido con más de 41.000 toneladas de mármol y piedra, enviadas a Qatar desde Jerusalén y la Toscana. Foto: facebook de Visit Qatar

Compras sí, pero Doha también es cultura

En la capital del estado de Catar se encuentran edificios grandiosos, verdaderas joyas arquitectónicas del siglo XXI construidos para albergar museos y arte. Sin duda, la ciudda destaca por una amplia oferta cultural, que incluye el Museo de Arte Islámico, en la propia bahía de Doha, una maravilla arquitectónica actual con miles de años de arte islámico en su interior, o el Katara Cultural Village, que acoge obras relacionadas con las artes y el patrimonio qatarí. También alberga Al Zubarah, Patrimonio Mundial de la UNESCO, uno de los ejemplos más extensos y mejor conservados de un asentamiento de los siglos XVIII y XIX en la región. Los amantes del arte también pueden visitar el Museo Árabe de Arte Moderno, el Parque de Bomberos y la Galería Al Riwaq, que contiene una ambiciosa exposición de proyectos de Damien Hirst y Takashi Murakami, entre otros. O conocer el arte público del escultor Richard Serra, incluidas cuatro torres de acero en el desierto de Catar para el último proyecto Este-Oeste / Oeste-Este.  

Vistas… y deporte

La bahía de Doha, en forma de media luna, es testigo de la rápida transformación de la capital, vertebrando alguno de sus lugares más emblemáticos. La Corniche, el paseo marítimo de siete kilómetros de longitud que discurre a lo largo de la bahía, ofrece espectaculares vistas de la ciudad y es el punto de encuentro de visitantes y locales cuando se pone el sol, momento ideal para hacer running, por ejemplo. Y es que, al igual que el resto del Estado de Catar, Doha tiene mucho que ofrecer para los aficionados al deporte, como la vela, el esquí acuático o kayak que cada vez están más presentes, sin olvidar que la ciudad será la sede del próximo Campeonato del Mundo de la FIFA 2022.

Durante el año se realizan distintas celebraciones y campeonatos deportivos para las familias. Foto: facebook de Visit Qatar
Durante el año se realizan distintas celebraciones y campeonatos deportivos para las familias. Foto: facebook de Visit Qatar

Hoteles de lujo

Tres de cada cuatro hoteles en Catar son de 4 y 5 estrellas, y entre ellos, se incluyen resorts turísticos, grupos hoteleros internacionales, hoteles boutique y apartamentos exclusivos con una buena conexión para visitar el distrito central de negocios y los principales atractivos turísticos de la ciudad de Doha.

Entre ellos, se encuentra el Banana Island Resort Doha by Anantara, un auténtico destino en sí mismo, con una oferta de alojamiento de lujo con 141 habitaciones, suites y villas con piscina privada, algunas de ellas sobre el agua, playa privada, laguna de 100 metros, una gastronomía local e internacional de alta calidad y una extensa oferta de ocio, con una sala VIP de cine, y actividades deportivas acuáticas, que pueden practicarse en su piscina con olas, o terrestres como el golf.

Por su parte, Souq Waqif Boutique Hotels by Tivoli en Doha, es un complejo de 9 pequeños hoteles boutique caracterizados por su arquitectura en edificios históricos singulares y decoración local, integrados en el corazón del histórico Souq Waqif. El hotel cuenta con amplias instalaciones de ocio, Spa y Hammam marroquí, una oferta gastronómica de alta calidad y servicio de mayordomo. El huésped también podrá conocer de cerca el zoco Souq Waqif a través de visitas guiadas organizadas desde el propio hotel. 

Tradicional camping bajo la luna qatarí

Este plan, ideal para hacerlo entre amigos o en pareja, permitirá descubrir Doha bajo las estrellas. La experiencia permitirá seguir descubriendo la playa Fuwairit, los manglares de Al Khor o las esculturas de arena de Zekreet en jornadas organizadas en grupos. Los amantes de la adrenalina también podrán divertirse con una sesión de Karting; y si lo que se prefiere es disfrutar de una noche romántica en Doha, una cena a bordo de un crucero en las aguas del Golfo será la elección perfecta. Y cómo no, siempre quedará el paseo por la Corniche, bajo el mar de luces del skyline de la capital, para poner el broche de oro a la velada. 

Acampar en la playa Fuwairit
Acampar en la playa Fuwairit. Foto: facebook de Visit Qatar

En familia

Para disfrutar en familia, Aspire Park, dentro del Aspire Zone, es un complejo donde grandes y pequeños podrán disfrutar de horas de ocio y actividades. Los niños tendrán la oportunidad de probar sus primeros pinitos en baloncesto en uno de los sitios en Doha donde se hace de forma gratuita, mientras que los mayores podrán practicar natación, fitness o mover el esqueleto con clases de Zumba. Los amantes del fútbol podrán visitar el Khalifa Stadium y las familias que prefieran el shopping, Aspire Park cuenta con un centro comercial inspirado en Venecia, el Villagio Mall donde hay espacios preparados para la diversión de los más pequeños.

Saboreando Doha

El N. Zain es uno de los cafés decorados en estilo arábico más bellos de la ciudad. Su decoración tradicional, de formas geométricas, repleto de cojines y lienzos coloridos no dejarán indiferente al viajero. Además, en él se pueden disfrutar de algunos de los mejores platos locales, como el eshdaawa (rollitos de berenjena rellenos de carne y arroz en salsa de tomate).

El souvenir

En el Museo de Arte Islámico se pueden adquirir cuadernos, llaveros o lienzos con diseños geométricos rotulados del artista Damien Hirst mientras que en Souq Waqif el viajero puede hacerse con un dulce hecho con sémola, café, henna, perlas, rosarios y tallas tradicionales de yeso.